sábado, 26 de noviembre de 2016

DESVENDADA

Ilustración de Amparo Martínez
En una semana nacieron once machos seguidos en el pueblo. Después de tanta guerra, se celebró con una gran fiesta municipal. Aunque el recién nacido fuera de parentesco muy lejano, todo el mundo se sentía orgulloso de haber aportado un varón a la causa. Fue un acontecimiento que marcó para siempre la historia, el calendario y la memoria de la población. Y otorgó, a partir de entonces y como era de esperar, cierto estatus a las familias de los niños.
Yo, a los veinte años, me arranqué la infancia, el nombre y todo lo demás, y salí de allí. Cinco décadas después he vuelto, ya sin vendas para nadie, y he paseado mi calle y visitado mi casa, sin rencores. Y he vuelto a sentarme a mirar la charca, aquella en la que jamás pude bañarme junto a los otros diez.

Relato con el que participé en ENTC en la pasada convocatoria dedicada a la Mujer Rural. La ilustración tan acorde y preciosa es de Amparo Martínez (Petra Acero). Y AQUÍ podéis acceder a los SELECCIONADOS y MENCIONADOS de ese ciclo. De nuevo, mi enhorabuena a todos, y al jurado, por su trabajo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

DESPUÉS DEL COMENTARIO, DIME SI ERES TÚ O ELLO. Gracias